Otras disciplinas

Top 6: Los galanes de la danza


Los bailarines profesionales poseen un cuerpo codiciado. La danza los obliga a cuidar de él, comer bien y ejercitarse pues es su principal herramienta de trabajo. Algunos se han convertido en estrellas por su esfuerzo técnico y su carisma escénico. Otros, además de destacarse como intérpretes, atraen al público por sus músculos, galanura y arrebato sobre el escenario.

 

1. Mikhail Baryshnikov

 

barishnikov

 

Su capacidad técnica sorprendió a los grandes coreógrafos y al público del mundo del ballet. Se convirtió en uno de los mejores del mundo y la historia. Con su pinta de galán ruso, “Misha” también se dedicó a la actuación y después exploró la danza contemporánea.

 

2. Carlos Acosta

 

acosta2

 

Se caracteriza por ir más allá de los requerimientos técnicos de las piezas que interpreta aun en las obras más tradicionales del repertorio del ballet, debido a su porte varonil, candela y arrojo cubano. El color de su piel no le ha impedido obtener los papeles principales que el estereotipo de la danza clásica le negaría.

 

3. Nacho Duato

 

duato

 

Trabajó al lado del coreógrafo Jirí Kylián en el Nederlands Dans Theater. Se destacó como intérprete y también en la composición coreográfica. De 1990 a 2010 dirigió la Compañía Nacional de Danza de su país, España. En México, varios fans lo llamaban Nacho Guapo.

 

4. Julio Bocca

 

bocca

 

De origen argentino, este bailarín trabajó para las compañías más importantes del mundo. Muy joven, a los 18 años de edad ganó la medalla de oro del Concurso Internacional de Ballet de Moscú. Actualmente dirige el Ballet Nacional del SODRE, en Uruguay.

 

5. Joaquín Cortés

 

joaquin_cortes_cale

 

Este bailaor de flamenco se ha vuelto famoso por su virtuosismo técnico y por su presencia interpretativa, sacándole provecho a sus atributos físicos y galantería. Trabajó con el cineasta Pedro Almodóvar en la película La flor de mi secreto (1995).

 

6. Rudolf Nureyev

 

Rudolf_Chametovi_Nureyev_

 

Es considerado el mejor bailarín del siglo XX. Su vida estuvo caracterizada por triunfos en el ámbito profesional y el encanto de sus interpretaciones cautivó al público y le dio fama mundial. Murió por los estragos del VIH a los 54 años de edad.