Música

La Mecánica Popular


El video para “La paz del freak,” el nuevo sencillo del grupo salsero neoyorquino La Mecánica Popular, te pregunta, “Oye tú, dónde ‘tá tu libertad?” Si los miembros de su público allí en el Sycamore Bar en Ditmas Park, Brooklyn son una buena indicación, la libertad está en la pista de baile y en el escenario.

lamecanicapopular 2

Allí, los ocho integrantes del grupo de salsa psicodélica descomponen los elementos fundamentales de la salsa, el son cubano, algunos toques psicodélicos de la chicha peruana y la música electrónica (checa los synths) para así construir algo completamente nuevo, pegajoso y bailable (como demuestra con mucho entusiasmo el viejo con una camisa de rayas, quien baila levantando el pulgar para indicar no sólo su satisfacción con la música sino también con el ambiente retro de juegos de dominó y las tardes en bici y del final del verano para las cuales La Mecánica Popular es perfecta).

LaMecanicaPopular

Produciendo música que aún Juanes ha llamado “de la puta madre” (el grupo participó en una competencia para abrir una de sus conciertos en Miami) y que Bomba Estéreo ha felicitado mediante Twitter, el grupo se describe como “una confluencia de músicos de Perú, los Estados Unidos, Venezuela y Colombia sólo posible en Nueva York” que ha reemplazado la sección de trompas con synths y guitarras experimentales y flipantes que le da a la música un cierto toque de Hendrix/Sun Ra.

 

Lanzaron su álbum debut (producido por Xuxi Lazzaro (quien ha trabajado en “El Juidero” de Rita Indiana y los últimos dos discos de Juan Luís Guerra) en 2012 con Louis Bauzo (el percusionista de Tito Puente y Celia Cruz) como invitado especial. Durante los últimos meses, han tocado en varios sitios por toda la ciudad de Nueva York, incluyendo Barbés, Webster Hall y The Shrine. Han firmado con Names You Can Trust, un sello discográfico en Brooklyn que lanzará el disco del grupo de nuevo durante las próximas semanas. Por mientras, sácate tu kit de dominós, ponte “La paz del freak” y reviéntate con tu propio freak interior. 

Grace Remington