Entrevista

Entrevista | Joan Cornellà


Por Sandra Sánchez y Federico Castillo / @phiopsia | Septiembre, 2014

El humor de Joan Cornellà es directamente proporcional a su personalidad. Un tipo serio, callado, reservado; separa su trabajo de la cotidianidad, de su día a día. Acá una entrevista al genio detrás de las historietas de muerte, violencia y sonrisas.

1— ¿Qué es lo políticamente incorrecto?

Definirlo es complicado. Supongo que el hablar de lo que no se puede hablar, romper con los tabúes. Lo políticamente incorrecto va cambiando según el momento, no se puede concretar muy bien lo que es; personalmente creo que es una lacra con la que se tiene que vivir un poco.

2— ¿Piensas cuando ilustras en lo políticamente incorrecto?

Sí, por temporadas, pero creo que siempre he tenido claro que es una de las cosas que me gustaría que quedara patente en mis cómics.

3— ¿Por qué te importa la sociedad? ¿Hay un segundo momento de lectura moralizante en tus cómics?

Nunca he pensado si me importa la sociedad. Igual mi trabajo se podría entender como algo moralizante, pero lo que intento es invertirlo, no me gusta nada cualquier producto cultural que dicte como actuar o lo que hacer. Para mí es humor, es absurdo y no busco dar a entender lo que se deba de hacer. No hay un ganador ni un perdedor, lo que hay es un juego.

4— ¿A quién prefieres Woody Allen o Louis CK?

Louis CK, porque trata de temas de los que no se pueden hablar. Igual Woody Allen lo ha hecho durante mucho tiempo, al principio me gustaba bastante, pero me se me hace más actual Louis CK, lo entiendo más.

5— ¿Crees que la risa es cosa seria?

No sé, depende, es muy amplia. Al principio no, la risa es risa y no se tiene que racionalizar. No hay un método, ni una idea de lo que es. En cuanto más libre mejor. Si es el jugar con la paradoja, pues sí se puede pensar la risa, se puede hacer.

6— ¿Cuando estás creando qué piensas, de qué partes?

Depende, cada historieta funciona de una forma diferente, no tengo un método de trabajo claro.   No tengo una fórmula. Hay muchas historietas que hablan desde el punto de vista de lo que se tiene que hacer bien, en otras los personajes no entienden ni el bien ni el mal. También están las que no tienen un punto de partida ni un final atado.

7— ¿Qué significa para ti hablar de la mirada del genio en un congreso como Picnic Arts Media?

La mirada del genio era una broma que quería alargar. Hice un video en el que salía yo como personaje, como un genio importante y distante de sus seguidores, vestía de rosa y me comportaba excéntrico; quería seguir con eso, pero me veo aquí y no voy a seguir. Simplemente me pidieron un título y les di ese por darles algo. Era una broma y ahora no se si se me está tirando encima.

8— ¿De dónde tomas las historias que cuentas?

Espero que lo que dibujo no pase nunca, mientras más alejado de la realidad mejor. Es un mundo artificial totalmente. Me gusta jugar con el absurdo. La realidad ya tiene el absurdo en sí, situaciones surrealistas, pero no quiero ver mis historietas como algo real, transportado a la realidad. Espero que eso no suceda nunca.

9— ¿Cuánto es lo más caro que has vendido una obra?

No vendo originales, me dedico a vender impresiones de las historietas. Sólo he vendido un original, en 300 euros. Estoy esperando a ser muy importante (risas).

El pase de diapositivas requiere JavaScript.