Arte

Biomuseo


Por Andrés Reyes / @MrIntra

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Después de diez años de construcción, estamos ya solamente un par de meses de la inauguración del Biomuseo que diseñó Frank Gehry para la ciudad de Panamá. Será en mayo cuando la propuesta de Gehry sea abierta para el deleite del público. Al respecto, Ricardo Martinelli, presidente de aquel país centroamericano, señaló que el museo es un importante atractivo turístico a nivel local e internacional.

Para la inauguración que será el próximo veintidós de mayo, estarán habilitadas cinco de las ocho galerías que integran el museo. Sumadas a éstas, el museo ofrecerá un atrio público, un espacio para exhibiciones temporales, tienda y cafetería; en la parte de afuera, en el parque botánico diseñado por la paisajista Edwina von Gal, se montarán exhibiciones exteriores.

Si bien Frank Gehry ha sido el encargado de diseñar y erigir museos de la talla del Guggenheim de Bilbao, se cree que el Biomuseo de Panamá podría ser su obra arquitectónica de mayor riesgo. Sus diseños siempre han sido considerados complejos para el gusto general del público, sin embargo, el Biomuseo llega a un nivel incluso superior en cuanto a complejidad del diseño. Según el sitio oficial del Biomuseo, el diseño arquitectónico fue planeado para contar la historia de cómo el Istmo de Panamá surgió del mar, uniendo dos continentes y separando un gran océano en dos, cambiando así la biodiversidad del planeta para siempre. De esta manera, metafóricamente el recinto describe un paisaje natural.

Habrá que dejar que el tiempo decida si el de Biomuseo de Frank Gehry se convierte en un ícono de la arquitectura latinoamericana.